ElsitioAvicola.com - Avicultura, Salud Aviar, Bienestar, Enfermedades, Noticias Avícolas, Artículos, Fotos Avícolas

Artículos

Control de micoplasmosis en reproductoras e impacto en la producción de pollo: 2

01 febrero 2013

Existen varios productos disponibles comercialmente para vacunar en contra del Mycoplasma gallisepticum y Mycoplasma synoviae. Existen bastantes ventajas en usar las vacunas vivas. Sin embargo, el uso de vacunas interfiere con las pruebas serológicas. (Segunda parte de una serie de dos artículos).

Control de micoplasmosis en reproductoras e impacto en la producción de pollo

Conferencia presentada por Dr. Gary D. Butcher, Universidad de Florida y Liliana Aida Monroy, Elanco Salud Animal, durante el durante el XXII Congreso Centroamericano y del Caribe de Avicultura, en Panamá, mayo de 2012.

Programas de vacunación en contra del MG y el MS

Existen varios productos disponibles comercialmente para vacunar en contra del Mycoplasma gallisepticum (MG), los cuales incluyen la cepa viva F, cepa 6/85, cepa TS-11 y la bacterina inactivada. La vacunación en contra del M Mycoplasma synoviae (MS) se hace con la cepa viva MS-H.

Las ventajas de las vacunas con el MG y el MS vivos es que reducen las pérdidas en la producción de huevos, permiten un ahorro en los costos de medicinas, mejoran el tamaño de los huevos y disminuyen la transmisión por medio de los huevos. Existe evidencia que en algunos casos, especialmente con la cepa F, que la vacunación puede desplazar a las cepas de campo del MG durante varios ciclos de producción. El uso de vacunas interfiere con las pruebas serológicas; especialmente con la prueba más sensible – la prueba IH.

Vacuna en contra del MG con la cepa F

La cepa F es la vacuna viva original en contra del MG. Es efectiva pero ha sido reemplazada con vacunas más nuevas. Sin embargo, la popularidad de la vacuna con la cepa F ha resurgido en años recientes debido a cambios en el organismo del MG. Esta puede ser administrada por medio de aerosol, agua o gotas oftálmicas.

La vacunación a través de gotas oftálmicas da como resultado una seroconversión del 100% en 3 semanas, mientras que la seroconversión después de la vacunación por medio de aerosol normalmente ocurre dentro de 5 semanas. Es generalmente recomendado que la vacunación se realice entre las 10 y 16 semanas de edad. Las gallinas vacunadas con la cepa F permanecen infectadas y propagan el microorganismo de la vacuna durante toda su vida.

La vacuna funciona bien protegiendo a las gallinas en contra de bajas en la producción de huevos y reduce la transmisión por medio de los huevos. La cepa F no previene una infección de campo del MG, pero se ha reportado que toma una dosis de por lo menos 10 veces más para penetrar la inmunidad.

Vacuna de la cepa 6/85

La vacuna 6/85 no se propaga eficazmente entre las aves y la transmisión vertical no ha sido reportada. La vacuna es biológicamente estable. Puede ser administrada por medio de un aerosol fino a un lote. No causa enfermedad en los pavos. Ofrece una buena protección en contra de las pérdidas en la producción de huevos y mantiene el tamaño del huevo. La vacuna se almacena en forma liofilizada.

Las gallinas son vacunadas usualmente después de las 6 semanas de edad. Después de la vacunación existe una seroconversión limitada y pasajera.

Vacuna de la cepa TS-11

La TS-11 es una vacuna mutante sensible a temperatura templada. La vacuna debe ser administrada por medio de gotas para los ojos. La vacunación resulta en una seroconversión en el 25 al 50% de las aves. La vacuna coloniza a las aves de por vida.

En resumen, las vacunas vivas del MG deben ser administradas antes de una infección de campo. Los antibióticos que son efectivos en contra del MG no deben ser administrados cuando se vacuna con la cepa F y la cepa TS-11. La cepa 6/85 solamente se manifiesta en la gallina por un corto período de tiempo y es autolimitante, por lo tanto los antibióticos solo deben ser eliminados por un corto tiempo antes y después de la vacunación.

Bacterina en contra del MG

Igual a las vacunas vivas, las bacterinas no previenen o eliminan las infecciones y transmisión de campo del MG. Se requieren dos dosis para estimular la protección óptima. Las bacterinas deben ser administradas por inyección por la vía subcutánea o intramuscular. La vacuna es efectiva para reducir la transmisión por medio de los huevos, disminuir las pérdidas en la producción de huevos y reducir los costos de medicinas. Después de la vacunación, las gallinas experimentarán una seroconversión.

Las vacunas vivas del MG deben ser administradas antes de una infección de campo
Las vacunas vivas del MG deben ser administradas antes de una infección de campo

Cepa MS-H de la vacuna en contra del MS

La infección con MS es más común que la infección con MG. La enfermedad clínica que se presenta con la infección del MS puede ser similar a una infección con MG. La enfermedad es muy variable, sin embargo, existen varios reportes de infecciones que causan una enfermedad clínica tan severa como el MG.

Adicionalmente, el MS es capaz de causar sinovitis y cojera. Las pérdidas asociadas con una infección de MS dependen de la virulencia del organismo y el momento de la infección. La vacuna es comúnmente utilizada con éxito en las gallinas reproductoras, pero raramente se usa a otros niveles.

Tratamiento con antibióticos

Un programa efectivo de tratamiento con antibióticos en las gallinas reproductoras infectadas con MG o MS reduce las pérdidas económicas. El programa debe:

  1. reducir la transmisión de MG y MS por medio de los huevos, aumentando la madurez y la sobrevivencia de los pollitos,
  2. mejorar la conversión alimenticia,
  3. mejorar la producción de huevos, y
  4. reducir la morbilidad y mortalidad en los lotes.

Los lotes que son tratados con antibióticos también tendrán una seroconversión tardía y niveles bajos de títulos en comparación con los lotes infectados sin tratamiento.

Las desventajas incluyen:

  1. Costos de los antibióticos,
  2. desarrollo de resistencia a los antibióticos en contra de MG, MS y bacterias y
  3. la propagación del MG y el MS continuará, aunque a un nivel más reducido.

Al igual que con las vacunas, no existe un tratamiento para prevenir y eliminar la infección y su propagación.

Los programas de vacunación y medicamentos son efectivos para reducir las pérdidas asociadas con infecciones de campo del MG y el MS en criadores comerciales. La implementación de un programa integral de medicamentos y/o vacunación, en muchos casos, ha resultado en un rendimiento que se acerca al de los objetivos establecidos por la empresa.

Los esfuerzos para erradicar el MG y el MS de los lotes multi generacionales de gallinas y pollos en las granjas avícolas utilizando únicamente un programa de bioseguridad raramente son exitosos. Sin embargo, cuando se combinan medicamentos que atacan el micoplasmosis y programas de vacunación, la tasa de éxito aumenta considerablemente.

Los programas de medicación y vacunación reducen considerablemente la propagación del micoplasma y, por lo tanto, la cantidad de la contaminación en las instalaciones.

Lea más

Vea la primera parte de esta serie al hacer clic aquí.

Febrero 2013

Compártelo

Vitrina de la Industria

Patrocinadores

Socios


No se pierda...

Probiotics In Poultry - 5m Books