ElsitioAvicola.com - Avicultura, Salud Aviar, Bienestar, Enfermedades, Noticias Avícolas, Artículos, Fotos Avícolas

Edición: Artículo: 


Decisiones a Futuro Las Camelias

En la operacin avícola argentina Las Camelias, S.A., la idea de implementar la vacunación contra la coccidiosis fue percibida con preocupación, pero una vez que tomaron la decisión de ir hacia adelante con ella, el resto fue sencillo, dijo el Dr. Carlos Marso, vicepresidente y médico veterinario de la compañía.

“Parece que la barrera para la adopción de nuevas tecnologías es simplemente tomar la decisión, porque siempre existen ciertos temores”, dijo.

“No obstante, la avicultura va avanzando hacia el futuro y éste incluye el uso de vacunas contra la coccidiosis. Además, conforme las empresas argentinas entren a los mercados de exportación, encontrarán las ventajas de usar esta herramienta para obtener un mejor producto, sin el riesgo de que la carne contenga residuos de fármacos”, continuó explicando.

Las Camelias –empresa propiedad de la familia– está ubicada en la cuna de la industria avícola argentina, en las márgenes del Río Uruguay: provincia de Entre Ríos. Su fundación se remonta a 1936, cuando Don Enrique Marso inició con sus reproductoras.

“Nuestro origen es diferente al de nuestros competidores, pues comenzamos con reproductoras, para luego avanzar hacia la venta de pollos de asar”, hizo notar.

Actualmente, Las Camelias produce 650,000 pollos por semana y tiene un crecimiento sostenido del 10% al año, para lo cual realizamos las inversiones necesarias. Damos empleo a cerca de 900 personas y aproximadamente el 80% de nuestras granjas de engorde está bajo el sistema de aparcerías, aunque poseemos o rentamos el 20% restante. Exportamos pollos a muchos países del mundo, desde Chile hasta China.

El laboratorio garantiza el control de calidad.

Graciela Marso, directora de la empresa, cree que el fundamento del alto rendimiento de Las Camelias es la capacitación en materia de producción avícola. Tiene muy clara la importancia de mantenerse a la par de las tendencias internacionales en el manejo avícola y subraya la necesidad de llevar conocimientos y entrenamiento a sus empleados, a todos los niveles, lo que logran mediante diversas actividades, desde cursos educativos hasta reuniones uno a uno con los granjeros.

“Animamos constantemente a nuestra gente a mejorar su trabajo y les ayudamos a adoptar nuevas tecnologías en sus galpones”, indicó.

MEJOR SALUD INTESTINAL

El enfoque de Las Camelias de pensar siempre en el futuro de la producción avícola ha incluido métodos para mejorar la salud intestinal mediante medidas tales como un mejor control de la temperatura de las criadoras y la ventilación, además de cambios para controlar la coccidiosis.

Carlos Marso explicó que aun cuando las vacunas contra la coccidiosis se usaron por primera vez en la empresa hace varios años, no fue sino hasta febrero de 2008 que se implementó formalmente esta práctica.

El retraso se debió, en parte, a la apertura de la nueva planta de alimentos de la empresa, dijo. “Una vez sucedido esto a finales de 2007, teníamos más campo para maniobrar. De ahí en adelante, comenzamos a utilizar rutinariamente Coccivac-B”, vacuna elaborada con ooquistes vivos para aspersión en la incubadora, proporcionando así a las aves inmunidad contra la coccidiosis durante el ciclo de producción.

La vacuna se administró durante 5 meses al 100% de las parvadas de engorde de Las Camelias, con el fin de restablecer la efectividad de los productos anticoccidiales que se administran en el alimento. El uso excesivo de este tipo de fármacos había hecho que estos parásitos fueran menos sensibles a ellos, pero la vacuna resiembra los galpones con ooquistes que todavía son sensibles, dijo.



El 100% de las parvadas de pollo de engorde de Las Camelias recibe Coccivac-B durante 5 meses para restablecer la efectividad de los anticoccidiales que se administran en la ración.

Al momento de redactar esta nota, dijo Marso, la compañía había rotado la vacuna para volver a utilizar anticoccidiales en la dieta. El peso de las aves que ahora reciben coccidiostatos es mejor que el que obteníamos antes de integrar la vacunación a nuestro programa de control de las coccidias y demuestra que este biológico ha eliminado el problema de la sensibilidad reducida a los anticoccidiales.

La integración de la vacuna al programa de control de la coccidiosis requirió algunos cambios en el manejo de las aves e incluyó el entrenamiento del personal sobre la nueva manera de hacer las cosas. También fue imperativo contar con una planta de alimentos capaz de efectuar los cambios. Aclaró.

"Animamos constantemente a nuestra gente a mejorar su trabajo y les ayudamos a adoptar nuevas tecnologías en sus galpones."
Graciela Marso

“No obstante, hemos aprendido a manejar mejor nuestro producto y los resultados son evidentes”, dijo.

ATENCIÓN A LOS DETALLES

Los buenos resultados con la vacuna dependen de su correcta aplicación en la planta de incubación. “Una vez que decidimos que fuese una sola persona la que vacunase a todos los pollos de la planta, utilizando un método específico y bajo buenas condiciones de iluminación, no tuvimos más problemas”, dijo Marso. No hay nada como la luz adecuada para estimular a las aves a que ingieran la vacuna.

“Una vez vacunados, le damos a los pollos suficiente espacio y mantenemos la cama adecuadamente seca”, explicó.

Los primeros signos de que la vacuna está ciclando, que indican el desarrollo de inmunidad contra la coccidiosis, se observan aproximadamente a los 17 días de edad y –en invierno, cuando la cama está más húmeda– esto lo observamos desde los 14 días, dijo.

Cuando iniciamos la vacunación en febrero, Las Camelias administraba Enradin (enramicina) en el alimento de 14 a 28 días de edad –que es el período de riesgo para la presentación de problemas intestinales– para ayudarnos a controlar al Clostridium. Este enfoque funcionó bien y los pollos estaban listos para el sacrificio a los 48 a 49 días de edad, indicó.

Durante los meses subsiguientes de este año, las parvadas vacunadas ya no han requerido otros medicamentos, sino sólo Enradin, dijo.

MEJOR EFICIENCIA ALIMENTICIA

Cuadro 1
"Una vez vacunados, le damos a los pollos suficiente espacio y mantenemos la cama adecuadamente seca."
Carlos Marso

“La clave para el proceso de toma de decisiones, en cualquier empresa avícola es la proporción costo-beneficio”, dijo Marso. Las aves vacunadas contra la coccidiosis han mostrado un mejoramiento de casi 9% en eficiencia alimenticia lo que, junto con la mejor efectividad de los anticoccidiales de la ración y nuestra capacidad de cumplir con la exigencias del mercado internacional con carne de aves desarrolladas con menos fármacos, ha hecho de la vacunación una experiencia positiva en Las Camelias.

Graciela Marso agregó que cuando utilizan la vacuna no se tienen que preocupar por usar un alimento de retiro durante los últimos 7 días del ciclo. “Cuando usamos la vacuna, tenemos la seguridad de que los pollos no consumen anticoccidiales en el alimento ni llevan residuos. Además, esto reduce el costo de la ración de finalización”, explicó.

La experiencia con Coccivac-B ha sido tan buena, que la compañía planea utilizarla nuevamente a finales del presente año y continuar hasta mayo de 2009, con el claro objetivo de mejorar nuestros resultados de producción.

Regresar a Edición Latinoamericana (#4)

Patrocinadores

Socios


No se pierda...

Probiotics In Poultry - 5m Books