ElsitioAvicola.com - Avicultura, Salud Aviar, Bienestar, Enfermedades, Noticias Avícolas, Artículos, Fotos Avícolas

Contenidos

Enfermedades de las Aves
por Ivan Dinev, DVM, PhD


Colangiohepatitis en pollo de engorde


1, 2.- La colangiohepatitis (CAH) en pollo de engorde está caracterizada por alteraciones necrobióticas inflamatorias, proliferativas y distróficas en los ductos biliares y en el parénquima hepático. Usualmente, no se observan signos clínicos. El incremento diario de la mortalidad es insignificante sin embargo en algunos pollos se presentan crecimiento retardado y deshidratación. Desde el punto de vista anatomopatológico el hígado está agrandado y de color amarillo pálido. En algunos casos ésta superficie tiene una apariencia de acinos característica y en otros está manchado con focos pequeños múltiples pardo blanquecinos o verdosos.


3.- Las paredes de la vesícula biliar se encuentran engrosadas en 5 a 6 cm y opacas. El estado se detecta en la última fase del periodo de engorde o en el matadero. Es posible observar CHA como una enfermedad independiente o asociada con enteritis necrótica.







4.- Una sección transversal a través de la pared de la vesícula biliar engrosada (flecha).














5.- El agente etiológico es Clostridium perfringers. CAH puede reproducirse experimentalmente en pollos de engorde cuando se liga los ductos biliares y cuando se inocula C. perfringers. La vesícula biliar está llena de una secreción de bilis espesa o un material denso de color crema.









6.- En algunos pollos, la grasa subcutánea y corporal presentan un tinte ictérico.














7.- Histológicamente, las lesiones en el hígado se detectan en varios periodos del desarrollo. En la mayor parte de casos, se observan cambios proliferativos en los ductos biliares. Los ductos biliares dilatados poseen estructuras granulomatosas rodeadas por fibras reticulares finas. En el centro, en algunos granulomas, se observan grados iniciales o avanzados de necrosis y poca o moderada infiltración granulocítica.


8.- En algunos ductos biliares, se presenta éstasis biliar dentro de ellos, y en medio de las secreciones estancadas se detectan una gran cantidad de microorganismos. Dentro de los canalículos, se evidencia frecuentemente necrosis de coagulación.
Muchas bacterias Gram positivas son detectadas entre los granulomas, en el lumen de los ductos y dentro de la vesícula biliar a menudo con lesiones inflamatorias. Entre algunos de estos focos, se observa hialinización de las masas necróticas y microorganismos simples. La mucosa de los ductos biliares y de la vesícula biliar se encuentra necrosada y la pared está engrosada debido al crecimiento de tejido conectivo. El diagnóstico se basa en las lesiones macroscópicas y microscópicas. Alrededor de las necrosis, se forman un cinturón de macrófagos, linfocitos y granulocitos. La prevención es similar que para la Necrosis Ulcerativa.

Este libro está protegido por las leyes de derechos de autor. La reproducción, distribución o imitación del libro entero o en partes en cualquier formato (electrónico o fotocopias) sin el consentimiento por escrito del autor o autores está totalmente prohibido.

Patrocinadores

Socios


No se pierda...

Probiotics In Poultry - 5m Books